Prensas térmicas

Actualmente se pueden personalizar todo tipo de productos: camisetas, sudaderas, toallas, gorras, tazas, etc. Y la clave para conseguir unos productos personalizados con colores vivos y resistentes al efecto del paso del tiempo y los lavados es mediante el uso de la prensa térmica y tintas para sublimación adecuadas y de calidad.

La importancia de las prensas térmicas es inmensa, ya que estos aparatos son los encargados de controlar y transmitir uniformemente la temperatura y la presión durante un determinado tiempo durante el proceso de sublimación. Elegir una prensa térmica de calidad nos garantizará unos buenos resultados y nos asegurará que la maquinaria nos durará.

La prensa térmica, también conocida como prensa de sublimación, funciona en base a tres parámetros: temperatura, tiempo y presión. Y para poder regular esos tres parámetros, es importante que la prensa incorpore un control digital que permita una mayor precisión en su ajuste y una consistencia en la producción.

Podemos clasificar las prensas según el accionamiento y/o el sistema de apertura.

En cuanto al modo de accionamiento, las prensas de sublimación pueden ser: de accionamiento manual, electromagnéticas, o de accionamiento neumático.

Las prensas térmicas manuales son las más económicas y el operario debe estar pendiente en todo momento de la apertura y cierre. Es la mejor elección para profesionales que empiezan y no tiene claro la demanda prevista. La presión de cierre se regula manualmente, por lo que tenemos un control aproximado de la misma.

Las prensas electromagnéticas cuentan con un mecanismo electromagnético de apertura, y una vez terminado el tiempo programado, su apertura es autónoma, liberando al operador de su atención.

En cambio, las prensas neumáticas realizan la apertura y cierre del plato automáticamente mediante la fuerza neumática ejercida por un compresor y el ajuste de presión es regulable. Este tipo de prensa térmica permite al operario desatender la máquina al terminar la transferencia además de poder realizar transferencias más predecibles.

En cuanto al método de apertura, podemos dividir las prensas térmicas de la siguiente manera:

• Tipo sándwich: Son las más sencillas y económicas y tienen como desventaja la mayor dificultad para manipular el plato inferior a la hora de colocar los productos a transferir, ya que su apertura es limitada.
• Apertura giratoria: El plato caliente se desplaza lateralmente facilitando el trabajo y posicionamiento de los transfers. Son muy recomendables para transferencias a textil, camisetas, cojines, etc.
• Tipo vertical: El plato caliente baja en vertical y el plato que se desplaza hacia fuera, como si fuese un cajón, es el plato inferior. Esto nos facilita la colocación de objetos y transfers.

En nuestro catálogo de prensas encontraréis una gran variedad para poder sublimar cualquier tipo de objeto, Si no tenéis claro cuál necesitáis, contactad con nosotros a sat@ahorraentinta.es o al teléfono 91 530 89 03 donde estaremos encantados de resolver todas vuestras cuestiones.

Más trucos para el ahorro de tinta y tóner en tus impresiones pincha en Suscripción de Newsletter

Publicado el .

Deja un comentario

Disculpa, debes iniciar sesión para escribir un comentario.