NO a las actualizaciones de Firmware

El firmware de una impresora es el programa que permite hacerla funcionar. Por tanto es algo similar al software de los ordenadores.  Los fabricantes originales suelen realizar actualizaciones del firmware con regularidad para añadir funciones y / o mejorarlas. Esto, que por un lado puede resultar beneficioso para el usuario, puede presentarnos un problema si somos usuarios de kits de recarga o consumibles compatibles y es que, en algunos casos, después de una actualización puede dejar de funcionar el cartucho recargado y/o el compatible. Esto ocurre en aquellos consumibles que usan chip, la gran mayoría por cierto, porque algunos chips compatibles se fabrican copiando el funcionamiento de los chips originales y del firmware existente en el momento del desarrollo. Por lo cual, cuando hay una actualización, en algunos casos, puede no reconocer el chip compatible y la impresora deja de funcionar. Sin embargo algunos fabricantes de chips invierten mas esfuerzos en el desarrollo de los chips y los fabrican del tal modo que emulan el funcionamiento de los chips originales, lo que les proporciona la virtud de quedar abiertos al funcionamiento sobre cualquier firmware existente o por existir.

Normalmente la gran mayoría de actualizaciones se realizan a través de internet, puesto que es la forma más rápida en que llegue a los usuarios de la impresora sobre la cual existe la modificación. Sin embargo en 2006 Hewlett Packard ® obtuvo la patente EE.UU. n º 7.043.166 B2, lo que permite instalar el firmware de HP para la impresora en el chip que va instalado en el cartucho. Cuando este cartucho se instala en la impresora HP se actualiza automáticamente el nuevo firmware en la impresora. Esto puede ocurrir sin previo aviso, y sin la intervención o la conciencia por parte del usuario.  Por otro lado y paralelamente  los nuevos firmwares  son cargados en las nuevas impresoras que se van fabricando. De este modo vemos que hay tres formas en que una actualización llegue a nosotros: internet, el propio chip del cartucho y la propia impresora.

Por todo ello es conveniente conocer que, especialmente si somos usuarios de marcas como Dell, IBM, Lexmark y Samsung; antes de adquirir un kit de recarga o un cartucho compatible debemos averiguar con nuestro proveedor de estos productos si estos son compatibles con el firmware que actualmente tenemos instalado en nuestra impresora, si no queremos llevarnos el disgusto en que de repente nuestra impresora nos dé un mensaje de error de consumible.

 

Por tanto ¿hemos de creer que los fabricantes de las marcas originales solo pretenden mejorar las funciones de nuestras impresoras?

 Más trucos para el ahorro de tinta y tóner en Suscripción en Newsletter

Publicado el . 1 Comentario

Una Respuesta a “NO a las actualizaciones de Firmware”

Deja un comentario

Disculpa, debes iniciar sesión para escribir un comentario.