Impresoras a color ¿Gasto u oportunidad?

Investigaciones de la industria de la impresión muestran que el color mejora el recuerdo de la información en un 60% en comparación con las imágenes monocromas, además de elevar la conciencia de marca en un 70%.

Sin embargo, el gran obstáculo por el que muchas compañías deciden no implementar este modo de impresión en material de marketing, informes y señalización, esta debido a los altos costes comúnmente asociados.

 

Desde Lexmark se afirma que los administradores de empresas tienen nuevas opciones para tomar el control de los recursos de color y la gestión de los gastos. Al combinar esto con una disminución constante de los costes de hardware y el acceso a mejores dispositivos de color, tendrán una serie de beneficios de negocio que incluyen la opción de comunicación a color “in-house” para un número cada vez mayor de empresas. La clave está en entender el negocio e identificar las impresoras y multifuncionales a color mejores de su clase, que pueden ofrecer los más altos rendimiento.

Para comenzar, se debe tener una comparación de los costos totales de propiedad para imprimir “in-house” versus los materiales para imprimir comercialmente. Los factores a considerar incluyen la tendencia a la baja en los precios de las impresoras de color y multifuncionales, que continúan disminuyendo con cada nueva generación. También, los costes ocultos asociados a los trabajos de impresión comerciales deben ser considerados.

Para recibir los descuentos por volumen, normalmente se debe comprar una tirada mínima, que es principalmente práctico para trabajos de gran volumen. Sin embargo, la mayoría de los elementos colaterales de lo que es el comercio general y marketing requieren volúmenes más pequeños, lo que significa que las empresas pueden pagar por más de lo necesario si el trabajo va a un proveedor externo.

En este sentido, los gastos innecesarios pueden aumentar rápidamente los costos reales y distorsionar el valor de las tarifas por página que en un principio parecen atractivos. Con la impresión a color “in-house”, las empresas pueden imprimir sólo lo que necesitan y evitar el exceso de gasto.

Las multifuncionales a color ofrecen otra ventaja financiera: reducen la necesidad de tener por separado impresoras monocromáticas, escáneres, copiadoras y máquinas de fax, lo cual, a su vez, reduce las inversiones de capital para gastos operativos y hardware por el servicio y mantenimiento de múltiples dispositivos.

Gracias a las últimas innovaciones en las impresoras de color y multifuncionales, los administradores de empresas tienen cada vez menos razones para enviar trabajos a las imprentas comerciales. Las impresiones bajo demanda, realizadas en la propia empresa pueden no sólo ser una opción económica, sino que también aseguran a las organizaciones que sus materiales impresos a color puedan alcanzar los niveles más altos de efectividad de un punto de vista empresarial y si se tienen en cuenta los riesgos.

Más noticias para el ahorro de tinta y tóner en las impresiones? Pincha en  Suscripción de Newsletter

Publicado el .

Deja un comentario

Disculpa, debes iniciar sesión para escribir un comentario.