El universo de la impresión

La impresión nos rodea, más de lo que creemos y de lo que se le reconoce a esta forma de arte. Mientras estoy atrapado en un atasco de circulación, empiezo a preguntarme qué elementos de mi coche están impresos.

Para empezar, la matrícula. ¿Sabías que en muchos países las matrículas se imprimen? En el pasado, se estampaban con máquinas enormes para obtener el relieve necesario para que se vieran los números. Hoy en día, en cambio, las tecnologías reflectantes proporcionan tan buenos resultados, que es mucho mejor imprimir las matrículas. Estas se imprimen sobre una lámina de vinilo, que luego se transfiere a metal o se encolan sobre este material. Todavía se requiere algo de estampación, pero la mayor parte del proceso es impresión.

Muchas más cosas se imprimen por medios digitales. Fíjate en el salpicadero del coche, los mandos del navegador, el indicador de velocidad, el indicador de temperatura y los botones de la radio… todo está impreso. También el manual de instrucciones guardado en la guantera se ha impreso digitalmente.

Es curioso como conducimos el coche sin que nos importe cómo está fabricado. Mientras funcione, ¿verdad? Nadie necesita ni lee el manual hasta que surge un problema. Es entonces cuando ese librillo impreso nos salva la vida.

Hay más tecnologías que se usan para que tu coche funcione como quiere el fabricante. Antes siquiera de fabricar el vehículo, una impresora 3D genera muestras en miniatura para evaluar la forma y el aerodinamismo en un túnel de viento, algo más necesario que nunca con las nuevas normativas sobre emisiones de CO2. Aunque el primer diseño de verdad se haga de barro, a la mayoría de diseñadores les gusta trabajar con las manos, no con un ordenador, de ahí que los elementos de diseño siempre se impriman antes de pasar a producción. Y ¿qué me dices de los materiales textiles? La mayor parte de la tapicería son impresiones por sublimación de tinta sobre tejidos de alfombra y otros materiales. ¿Quién lo hubiera dicho, verdad?

Los coches más caros incluso ofrecen opciones a medida colocadas estratégicamente para darle al cliente una sensación de exclusividad. ¿Qué te parecería que su nombre se viera en el salpicadero o en unas copas de whisky personalizadas en los asientos de atrás? ¿A quién no le gustaría? Todas estas cosas se imprimen.

La mayoría de adhesivos de tu coche se han producido en una impresora de inyección de tinta: la información del airbag, la pegatina con la presión de los neumáticos que va en el interior de la puerta del conductor o el adhesivo que indica el tipo de gasolina en la boca del depósito de combustible.

Podría seguir y seguir mientras miras tu coche con ojos atentos.

¿Sabías que hoy en día hay coches que se revisten completamente de vinilo? No, no hablo de los revestimientos publicitarios ni de los acabados mate o carbono. Me refiero a coches normales. Por ejemplo, un taxi alemán. ¿Has visto alguna vez un taxi alemán en el mercado de segunda mano? No, no los habrás visto. La razón es que los taxis se cubren con su típico color beige en la fábrica. Lo hacen para proteger la pintura original y facilitar su venta en el mercado de segunda mano posteriormente. Así que, un Mercedes rojo, se cubre de vinilo beige en la fábrica, pero luego el revestimiento puede quitarse para revelar un coche con pintura roja nueva y 200.000 km en el cuentakilómetros. ¿Te sorprende? A mí también me asombró cuando lo supe.

La próxima vez que estés en un taxi alemán de camino a las ferias Fespa o Drupa, echa un vistazo al interior de la puerta del vehículo para ver su color de verdad.

Y cuando vayas en tu coche, piensa que no solo estás conduciendo, sino que estás apoyando la impresión. Eso sí, no apartes la vista de la carretera y que tengas un viaje seguro.

Más noticias para el ahorro de tinta y tóner en las impresiones? Pincha en  Suscripción de Newsletter

Publicado el .

Deja un comentario

Disculpa, debes iniciar sesión para escribir un comentario.