Ahorra energía en 10 pasos

1. APAGA: Las fotocopiadoras e impresoras son los equipos que más consumen, incluso sin estar activas. Acostúmbrate a apagarlas por las noches y el fin de semana.

2. OPTIMIZA: Mejora el consumo de energía haciendo que los procesos de impresión sean lo más eficientes posible. Configura tu fotocopiadora o impresora para que realice las copias a doble cara por defecto, por ejemplo.

3. RECICLA: Reduciendo el consumo de papel mediante la impresión en el reverso del papel utilizado. Muchas escuelas ponen una caja de papel al lado de su equipo de impresión para copias desechadas, por lo que el siguiente usuario puede usar el lado posterior del papel.

4. PREVISUALIZA: ¿Cuántos trabajos han acabado en la destructora de papel por no ver el resultado previo? La opción “Vista preliminar” de tu software hará que ahorres papel y energía con tu dispositivo.

5. DESCANSA: Las fotocopiadoras e impresoras están conectadas todo el tiempo, pero eso no significa que se utilicen toda la jornada. Utiliza la opción de ahorro de energía para que, cuando no estén funcionando, su consumo eléctrico sea mínimo; estos modos están disponibles en todos los equipos actuales.

 

6. SELECCIONA: No lo imprimas todo… ¿Cuántas veces se imprime un correo electrónico o una nota, para leerla, y luego va directamente a la papelera? Ahorra en consumo eléctrico y papel, y lee tus contenidos en el monitor; siempre se puede imprimir más tarde si es necesario…

7. ESCOGE: Adquirir el tamaño correcto de equipo es importante para un buen consumo energético y una optimización de los recursos. Por ejemplo: un equipo de volumen medio (20 a 40 ppm) consume hasta un 70 % más que uno de bajo volumen (menos de 20 ppm).

8. UBICA: La colocación estratégica de tus impresoras y fotocopiadoras alrededor de la oficina permitirá que varias personas o grupos puedan utilizar un mismo equipo, haciéndolos más productivos a la vez que canalizas tus costes.

9. REFRESCA: La adquisición de más de un equipo aumenta el consumo de energía, a la vez que hace que las áreas de trabajo sean más calientes, lo que lleva a utilizar más energía para aparatos de ventilación o aire acondicionado. Una correcta ubicación en espacios con ventilación natural y buena circulación de aire pueden ayudar a reducir dicho consumo.

10. CONFÍA: En la experiencia y calidad de servicio que te ofrecemos en Ahorra en Tinta, ayudándote a escoger la solución que mejor se ajusta a tus necesidades de negocio y a una gestión energética respetuosa con el medio ambiente.

Para estar a la última de todo lo relacionado con el ahorro de tinta y tóner en tus impresiones pincha en  Suscripción de Newsletter

Publicado el .

Deja un comentario

Disculpa, debes iniciar sesión para escribir un comentario.